Cómo decorar una habitación infantil

Cómo decorar una habitación infantil

La familia ha aumentado. Ya no solo estáis vosotros dos en casa, ahora hay un pequeñajo o pequeñaja que ocupa vuestras vidas. Y como es lógico, hay que pensar en cómo se decora su habitación. Está claro que eso va ir en función de la edad y de la utilidad que le queráis dar a la habitación. Es decir, no es lo mismo decorarla pensando que va a pasar más o menos tiempo en ella. Por eso te ofrezco algunas recomendaciones que espero que te sirvan de utilidad.

Ten en cuenta que decorar una habitación infantil no es fácil ni barato. Por eso hay que estar atento a posibles descuentos. En mi caso lo hice con Dismobel, que son especialistas en este tipo de muebles, pero que tienen descuentos en una promoción infantil de hasta el 30% en algunos artículos.

En algunas ocasiones se puede volver como una crítica, pero es cierto que los padres tendemos a superproteger a nuestros hijos. Por eso hay que tener todas las medidas de seguridad. Hay que poner un arrimadero, un zócalo a media altura o papel pintado lavable o vinílico son opciones perfectas para las habitaciones infantiles. Así las paredes estarán protegidas de golpes y de las dotes artísticas de tus hijos.

Es aconsejable evitar una excesiva acumulación de trastos que lo único que harán será desordenar la habitación. Mejor unos cuantos juguetes bien elegidos, a la vista y bien ordenados.

Una de nuestras recomendaciones es la de apostar por un suave estilo rústico-colonial con un aire fresco y atemporal, para quienes no sean amantes de lo moderno. Al igual que las demás composiciones, cuenta con todo lo necesario en el día a día de los más jóvenes, con su cama, mesillas y zona de estudio. Algo esencial para que se puedan sentir únicos en su espacio.

Método Montessori

El método Montessori es un sistema educativo alternativo que también explica cómo decorar la habitación infantil. En este caso, apuestan por un entorno pensado desde la perspectiva del bebé y del niño, que su espacio sea más cómodo y accesible y le permita moverse con libertad. Por ello, prescribe camas a ras de suelo y colores cálidos, pensada para ellos por su altura reducida y ausencia de aristas y picos. En su opinión, es un espacio que permite al niño ser libre y autónomo, tiene que estar organizado de forma que todo está ordenado, limpio y en perfecto estado y donde se permite al niño experimentar a través de su propio cuerpo. El armario, aAl igual que el resto de mobiliario debe ser accesible sin ayuda, su función la libertad para el niño de usarlo y de escoger lo que va a ponerse.

Por ejemplo, tienes que contar con un espejo infantil que sea irrompible, es muy importante porque con él comienza a crearse un autoconcepto, debemos tener cuidado con el tipo de espejos, por si es muy fácil romperlo, puedes poner espejos de seguridad para niños.

Con más de uno

Si piensas en ampliar pronto la familia, lo mejor será apostar por las camas compactas. Una propuesta muy funcional en la que destaca su armario rinconero, un tipo de armario que aporta mucha capacidad al maximizar el espacio de cualquier rincón. La composición se complementa con unos estantes de diseño original y actual. Otra buena idea es la de los armarios puente, una bonita forma de optimizar el espacio disponible, aprovechando el espacio vertical con su armario puente. Al sujetarse con una barra metálica queda una composición más ligera visualmente y la estantería en zig zag aporta dinamismo a la habitación.

Si en tu habitación tienes literas, te vamos a dar consejos. Adosa las camas a la pared más larga, como en este bonito cuarto con un conjunto tipo tren, solucionarás también el problema del almacenaje porque debajo de las camas puedes poner cajones…
Y debajo de la ventana pon el escritorio. Así tendrá mucha luz natural. Aquí, en vez de prolongar la mesa hasta la esquina, se instaló un arcón con tapa elevable.

Con el paso del tiempo tendrás que hablar con tu hijo o hija y preguntarle si se siente cómodo con la decoración de la habitación. En el momento que quiera cambiar, sabrás que ya ha llegado a la adolescencia. Pero ese caso, lo trataremos otro día. De momento nos conformamos con decorar una habitación de niños.

Deja un comentario